Plañir por el presupuesto

Para no perder la costumbre, nos acusan de lo que ellos sí son. Lloran por lo perdido, no por el cambio en la forma de gobierno. Chillan porque todo regrese a como estaba antes. Pero, por el bien de todos, primero los pobres.

Deja un comentario