Ante el colapso, los coletazos

No cabe duda que el neoliberalismo está en sus últimas etapas, sino es que ya está en pleno desahucio. Las protestas en muchos países dan cuenta de ello. Sin embargo, los coletazos del sistema aún se dejan sentir y a veces de formas extrañas. El ejemplo más claro está en la ley aprobada en el estado de Nuevo León donde el carácter de humano se retira en cuanto uno pertenece a una etnia o a una preferencia sexual distinta.

Deja un comentario